arquitectura popular española
Las claves del Románico. La Península Ibérica. Capítulos 24 a 28.

Tercera temporada, dedicada a la Península ibérica. Se enlazan los cinco primeros capítulos, que tratan temas sobre las construcciones rurales catalanas existentes en el valle de Bohí y en el valle de Arán, las numerosas obras del románico alavés, estudia el románico de Pontevedra o el de las comarcas aragonesas de Sobrarbe y Ribagorza, concluyendo con la arquitectura rural de la provincia de Guadalajara, en Castilla La Mancha.
Capítulo 24. Cataluña. Valle de Bohí y Valle de Arán.
 
Cataluña guarda un gran número de iglesias románicas bien conservadas en el Valle de Bohí y en el vecino Valle de Arán. Se trata de un románico muy influido por las fórmulas lombardas, destacando sus altas torres campanarios y, especialmente, las pinturas murales que se exponen en el Museo de Arte de Cataluña, tras su traslado durante los años veinte del siglo pasado desde San Clemente o Santa María de Tahull. 
Capítulo 25. Álava.

El románico en Álava es sencillo, eminentemente rural y muy tardío. Los monasterios de Armentia y Estíbaliz son los dos más destacados e influirán en toda la región. Argandoña, Lasarte, Zalduondo, Lopidiana o Marquínez son algunos ejemplos.
Capítulo 26. Galicia. Románico en Pontevedra.
 
Pontevedra, tierra de invasiones romanas y normandas, desarrolla un románico tardío, a finales del siglo XII, con numerosos ejemplos que van desde la catedral de Tuy hasta los impresionantes monasterior de Armenteira, Carboeiro o Acibeiro, pasando por un gran número de iglesias rurales como la de Santiago de Breixa.

Capítulo 27. Aragón. Sobrarbe y Ribagorza.
 
El románico de los antiguos condados aragoneses de Sobrarbe y Ribagorza tiene como particularidad la elección de su emplazamiento, construyéndose en ocasiones literalmente colgado de sus montañas.
Capítulo 28. Castilla La Mancha. Guadalajara.

Guadalajara posee un románico rural tardío de gran belleza, además de las notables obras construidas en sus ciudades de mayor poder, como Sigüenza, Atienza o Molina de Aragón.